-El presupuesto vigente de las entidades que han destinado recursos al Cambio Climático, en el 2018, asciende a Q394.07 millones, con un ejecución al 7 de agosto del 37.89%.

-A cinco años de vigencia de la Ley sobre el Cambio Climático, no se cuenta con reglamentos, ni se ha constituido el Fondo Nacional de Cambio Climático.                            

 

El impacto del Cambio Climático en el mundo y en nuestro país es cada vez más evidente, elevadas temperaturas en muchas regiones, donde nunca lo habían vivido, igualmente, inundaciones, sequias prolongadas, que repercuten en los seres vivos de este planeta. Ante ello, la principal interrogante, es que está realizando el actual gobierno, ¿hay un presupuesto nacional adecuado destinado al CC?. Al revisar y analizar la ejecución de los presupuestos vigentes 2018 de las diferentes instituciones públicas, que debieron destinar recursos para el cambio climático, y tomando como base las “muy limitadas informaciones” proporcionadas por dichas instituciones, pudimos establecer los siguientes hallazgos:

Al 7 de agosto 2018, se han destinaron (presupuesto vigente) Q394.07 millones, principalmente en los ministerios de Ambiente (Q89.3 millones), MAGA (Q84.2 millones), MSPAS (Q212.2 millones), INSIVUMEH (Q8.0 millones), con una ejecución del 37.89% del total. Es importante mencionar que es una ejecución “mínima”, debería de ir alrededor del 50%. Aunado a ello, el presupuesto del MARN (destinado al CC) tuvo un recorte de Q31.7 millones, MAGA Q66.2 millones.

A la vez se visualiza que lo destinado para el cambio climático dentro de presupuesto nacional representa el 0.51% del mismo, porcentaje realmente “intrascendente”, comparado con el PIB constituye el 0.065%. Evidentemente, con dichas asignaciones no es posible cumplir con el objetivo de la Ley Marco del CC, ni poder implementar las acciones “claves” del Plan de Acción Nacional PANCC aprobado en octubre 2016. Igualmente, si se continúa con el ritmo de las asignaciones presupuestarias anuales destinadas al CC, creemos que no se cumplirá con el ODS 13 -Adaptar medidas urgentes para combatir el CC y sus efectos-.

De igual manera, indicar que a cinco años de vigencia de la Ley no se ha implementado, el Fondo Nacional de Cambio Climático, cuyo objetivo es financiar planes, programas y proyectos de gestión de riesgo, reducción de la vulnerabilidad, entre otros. Por último, insistimos que las desigualdades, la pobreza, la discriminación de género, etnia y la debilidad institucionalidad, construidas por un modelo económico extractivista que provoca despojo y expoliación a nivel global y nacional, aumentan aún más la vulnerabilidad de todo tipo ante los peligros climáticos. 

Guatemala, 10 de julio 2018

CLIMATICO1

CLIMATICO2